1/8/11

Elke Sommer


El primer bikini
Elke Sommer irrumpió en el imaginario erótico del españolito medio de los años 60 con una película titulada Bahía de Palma (1962), dirigida por el cosmopolita y “osado”, Juan Bosch.

Esta producción española tiene el honor de ser la primera en la que la censura permitía la aparición de una prenda de baño hasta entonces anatemizada por los vigilantes de las buenas costumbres: el bikini.

Por supuesto, la portadora de tan excitante prenda de “vestir”, en una película española, no podía llevarla una actriz nativa.

Juan Bosch eligió a una alemana que empezaba a despuntar en producciones internacionales, pero que, al no ser considerada todavía una primera figura, aceptó el papel en una cinematografía como la española, que no tenía ningún peso específico en el panorama internacional.

Elke Sommer era presupuestariamente accesible y una mujer realmente bella, capaz de impactar al reprimido espectador español luciendo la famosa vestimenta de dos piezas.

Como ya se ha dicho, hasta muy pocos años antes el bikini era una prenda de baño prohibida en todas las playas la geografía española.

En cada una de ellas el gobierno contaba con un particular censor que “peinaba” las zonas de baño “afrentando”, expulsando y hasta multando a las señoras y señoritas que se atrevían a lucir el famoso dos piezas.

Como anécdota me voy a permitir contar un incidente que se relataba como “verídico”, pero que tiene todas las trazas de ser un mero chiste.

Una señorita alemana (¿tal vez la propia Elke Sommer?) tomaba el sol tranquilamente en la playa de Castelldefels disfrutando de la refrescante levedad de su bikini, cuando se le acerca el “vigilante” y la conmina a que se cambie de vestuario.

Ella le pregunta que cual es la razón y que qué tiene que ponerse, y el guardia le dice que en España no se pueden llevar trajes de baño de dos piezas, que sólo está permitido el de una pieza. ¿Cuál tengo que quitarme, la de arriba o la de abajo?, fue la cándida pregunta de la alemanita.

Verdad o mentira, ese era en esencia el paisaje de nuestras playas en aquellos años. La apuesta del Ministerio de Información y Turismo ( entonces a cargo de Manuel Fraga) por abrir las costumbres españolas a las influencias externas y así atraer al turismo de masas, propició una serie de películas playeras de las que Bahía de Palma fue la punta de lanza y una de las más populares. Las razones pueden obviarse.

Sea como fuere, la carrera de Elke Sommer empezó a despuntar precisamente con esta película española de 1962 y ya al año siguiente consigue ser la protagonista nada menos que al lado de Paul Newman en una intriga policiaco-política que transcurría en Estocolmo durante la entrega de los premios Nobel.

La película que la lanzó en 1963 fue El premio. Este trabajo le supuso su única nominación a un premio importante, el Globo de Oro a la mejor actriz revelación. Un año después es la pareja de Peter Sellers en la segunda película de la serie de la Pantera rosa, El nuevo caso del inspector Clouseau.

Todo parecía indicar que se convertiría en una gran estrella pero, y a pesar de que se hizo muy popular, la sangre no llegó al río y sus películas fueron cayendo paulatinamente en la mediocridad, a la par que ella iba perdiendo gran parte de sus atractivos.

El cine de género en su vertiente menos glamurosa la engulló en cosas como La mansión de los siete placeres (1969) de Phil Karlson, junto a un Dean Martin intentando sin ninguna fortuna emular al Sean Connery de la serie Bond.

El bélico Zeppelin (1971), junto a Michael York. El diablo se lleva a los muertos (1974) un giallo del maestro del género Mario Bava, también en horas bajas, fueron otros de sus trabajos.

El estrafalario prisionero de Zenda (1979) de un Richard Quine en horas todavía más bajas, era una parodia de las películas de capa y espada (ya pasadas de moda), de nuevo trabajó junto a Peter Sellers.

Ya en papeles de muchísimo menos peso salío en por ejemplo, Anastasia (1986) junto a Rex Harrison y Omar Shariff. Anastasia fue la hoy olvidadísima Amy Irwing.

Elke Sommer, a sus 74 años, no ha dejado de trabajar aunque las películas en las que interviene hace mucho que no se proyectan en España, lo que hace sospechar de la poca calidad de las mismas.

De todos modos, su consuelo fueron los posados para las más variadas revistas de la época.

En unos años en los que no estaba muy bien visto que las estrellas desnudaran, ella se mostró generosamente en casi todas las publicaciones especializadas sin que le hiciera ascos a las abiertamente eróticas.

Cualidades para no esconder su anatomía es evidente que las tenía, a pesar de que no eran esas sus únicas virtudes pues es y fue un mujer culta que hablaba (habla) fluidamente casi una decena de idiomas. Su última película, ya instalada en su país, Alemania, data de 2010.

Inmersos como estamos en los calores propios del mes de Agosto, no está demás refrescarse con las espléndidas fotografías de esta alemana que empezó a llamar la atención del mundo embutida en un espectacular bikini.

Y lo hizo en una película española, el primer bikini que vimos en nuestras pantallas, iniciando el ya imparable desarrollo de un país atenazado durante muchos años por la censura franquista.

16 comentarios:

  1. En El premio está muy bien, la verdad. Y en la de Clouseau también. Y era guapa, sin duda. Una pena que no tenga grandes pelis en su filmografía.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Desconocía la historia de esta guapa actriz. Muy valiente al posar desnuda en una época donde reinaba el falso puritarismo.

    Besotes

    ResponderEliminar
  3. La belleza de está actriz es una belleza muy cuidada ,nada natural,sus moños tan peinados su cara tan retocada ,en fin referente a sus películas pues si pero ninguna que yo recuerde impactante.
    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Una belleza muy de su tiempo, compa Scotty, pero desde luego, fresca y natural; no cuesta imaginarse el impacto que tuvo que suponer en ese momento, en esa España de ranciedumbre y sacristía de los sesenta, una presencia así. Gracias, una vez más, por la deslumbrante galería fotográfica de la protagonista de la reseña.

    Un abrazo y buena tarde.

    ResponderEliminar
  5. Me alegra que alguien se acuerde de Elke que si bien no hizo una gran carrera fué un símbolo sexual de su época. Elke sacó mas partido al cardado que ninguna otra y lo simultaneó con bikinis y desnudos de una forma envidiable. Y era bajita que tiene mucho mas mérito.

    Estupendo tu blog.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  6. Very nice, i love retro pictures :)

    ResponderEliminar
  7. Ciao Scotty,piacere di conoscerti!Un blog davvero molto interessante! Grazie per esserti unito tra i miei followers. Ciao Luci@

    ResponderEliminar
  8. Qué hermosa mujer.
    Yo soy feliz con Rita Hayworth o Dolores del río.

    Saludos mi buen Scotty

    ResponderEliminar
  9. Hey Scotty!! Gracias por seguir mi blog, ahora sigo el tuyo que encuentro fantastico!! Mìtica la Elke!! Besos, Varla Lee

    ResponderEliminar
  10. Essa mulher carregou uma beleza deslumbrante.
    Parabéns pelo blog,gostei muito da playlist.
    Gemária Sampaio

    ResponderEliminar
  11. Gracias a todos por opinar. En una cosa estamos todos de acuerdo: Elke era una mujer de infarto, pese a que su carrera no le diera demasiadas oportunidades de demostrar otra cosa.

    ResponderEliminar
  12. eduardo amor21/9/12 3:11 p. m.

    Bella mujer...

    ResponderEliminar
  13. Elke Sommer bellísima

    ResponderEliminar
  14. Es casi imposible encontrar mayor cantidad de tonterías en un solo post.

    ResponderEliminar
  15. " Lux" de lújo es mi jabón...... ? y saben por qué ¿.........................!! por que me encanta ¡¡ comercial en MÉXICO....también lo hicieron...Raquél Wélch, Úrsula Andress........... ? áño ¿...... 1965

    ResponderEliminar