27/12/09

George Chakiris

En alas de la danza


"Tres mariposas (no hay doble intención) a punto de alzar el vuelo"
George Chakiris fue actor casi por obligación. Lo suyo era bailar. Y como tal empezó a aparecer en la pantalla, sin que se planteara verdaderamente hacer papeles hablados. Como bailarín hizo todas sus primeras películas en las que no se le exigió, ni él lo pretendía, que actuara. Así, en 1947 aparece por primera vez en un coro de baile en la película Canción de amor, dirigida por Clarence Brown a mayor gloria de Katherine Hepburn. Para reconocerlo aquí, hay que mirar con cuatro ojos entre los bailarines que hacían la ronda alrededor de la protagonista en uno de los números musicales. Más o menos eso fue lo que hizo a partir de entonces hasta su espectacular descubrimiento como actor. Pero vayamos por partes.
"Cuidadito con levantar esa espada del suelo..." . Con Yul Brinner en Los reyes del sol
Tras bailotear como chico de coro en varias películas, entre ellas El gran Caruso y Navidades blancas, llega a Los caballeros las prefieren rubias donde es uno de los “caballeros” que mariposean alrededor de una maravillosa Marylin Monroe que, toda vestida de rosa, es “acosada” por unos señores ricachones que la abruman y la cubren de joyas y diamantes. Él era uno de ellos, como podemos comprobar en la foto que se acompaña más abajo de ésta.

Como si de a una Marylin cualquiera se tratara: bailoteándole a Rosemary Clooney en Navidades Blancas

En las siguientes películas él siguió a lo suyo, que era bailar. No se fijaban en su potencial carisma y no pasaba nada. Siguió la misma tónica en películas como La angustia de vivir -que le supuso a Grace Kelly su “angustiada protagonista” su único e inesperado óscar a la mejor actriz-, Brigadoom -un súper musical de Vicente Minnelli- en el que los protagonistas eran unos maravillosos Gene Kelly y Cyd Charisse y varios musicales más. Chakiris, por supuesto, seguía a lo suyo: bailar… y punto.
Algún bailoteo más se marcaría sin que pasara nada, hasta que se presentó al casting de un súper musical que se iba a trasladar de los escenarios de Broadway al cine y que iba a ser dirigido por Robert Wise. El super musical se llamó West Side Story. Él consiguió el papel de Bernardo, el hermano de la protagonista, María, que interpretó una dulce y candorosa Natalie Wood. El éxito fue espectacular para la película y para todos los que intervinieron en ella. De los once óscar con los que fue premiada, él consiguió el perteneciente al mejor actor de reparto. La película, para quien esto escribe, es el mejor musical de todos los tiempos, con permiso de Cantando bajo la lluvia.
Chakiris, el primero por la derecha. "Algún día yo estaré en el puesto de Marylin y seré el centro de atención de todas las miradas".

West Side Story le abrió las puertas de la interpretación e inmediatamente trabajó junto a Yul Brinner en una épica historia sobre la civilización maya, Los reyes del sol, llena de exotismo y colorido, que fue dirigida por un anodino J.L. Thompson. Este director que será recordado principalmente por un bélico súper popular en los sesenta, Los cañones de Navarone y los cinéfilos reconocerán siempre gracias a la extraordinaria película Cape fear (en España, El cabo del terror), un intenso thriller de suspense con un sensacional Robert Mitchum. Años después, Martin Scorsese haría un remake que se tituló en España El cabo del miedo. Lo suyo era lanzar las piernas bien arriba. El primero, por la izquierda

Pero como nos estamos apartando de nuestro actor, volvamos a él y digamos que como su capacidad como intérprete, a secas, no parecía ser demasiada, tuvo que volver a bailar, y muy poco más, en Las señoritas de Rochefort, un estupendo musical de Jacques Demy,como por otra parte todos los del director francés. Tambien en Francia tuvo que cortejar a una de las hermas Dorleaç (no recuerdo a cual de ellas) Francoise Dorleaç y Catherine Dorleaç. La última, para el cine, Catherine Deneuve, que fueron las verdaderas protagonistas.En West Side Story con una sensacional Rita Moreno. Cada uno se llevaría su óscar a casa.

Y, puesto que en Europa ya era más apreciado que en los Estados Unidos donde había caído en un más que relativo olvido, se quedó para trabajar en diferentes países del viejo continente. En Francia lo hizo de nuevo en El robo de la Gioconda, junto a Marina Blady; en Italia, con Luigi Comencini, en La ragazza di Bube, junto a Claudia Cardinale, y… en España, con Germán Lorente en Sharon Vestida de rojo junto a una Sonia Bruno a punto de abandonarlo todo para ponerse el velo de novia e irse a casa a prepararle las lentejas al jugador de fútbol más mediático de la época, Pirri, su gran amor. Hizo también entre nosotros una cosa que se tituló El rublo de las dos caras, junto a un Robert Taylor en horas tan bajas como para tener que venirse a España a trabajar en una insignificante coproducción europea de espías, la moda del momento en el cine de serie B.

Dos fans, inasequibles al desaliento. "Este no es ya nuestro George, pero...
El cine fue olvidándose de Chakiris y tuvo la suerte de encontrar acomodo en la televisión, donde intervino en series diversas. Entre ellas Hawai 5-0, Dallas o Superboy. También intentó cantar y grabó un par de discos “pop” allá por los primeros sesenta, aprovechando el éxito de West Side Story. ¿Alguien compró algún disco? Seguramente alguna que otra de sus fans incondicionales. Hará unos veinte años que hizo su último trabajo para la televisión, el Rochester de Jane Eyre, y desde entonces nada sabe de él quien esto escribe. Pero lo que sabremos todos siempre es que fue un insuperable bailarín que además actuó como actor y consiguió nada menos que un óscar, a lo que seguramente no fueron ajenas sus habilidades acrobáticas.

13 comentarios:

  1. Jo! En cuántas películas había salido este hombre y yo ni me fijaba en él (ja,ja).
    Ahora que eso de "el mejor musical de todos los tiempos, con permiso de Cantando bajo la lluvia"... Y de The Band Wagon. Además, esta película tuvo el acierto de ordenar de mejor manera las canciones del musical, a mi parecer... pero ha envejecido de peor manera que, por ejemplo, Cabaret. Y lo digo gustándome un montón la película... Pero prefiero antes otros musicales como Un día en Nueva York (que por mucho que traicionara la obra (que no he visto)) no para, Cita en San Luis, y tal vez hasta algún otro... Pero bueno, es un estupendo musical y la verdad es que gracias a tu post ya sé algo más de George.

    ResponderEliminar
  2. Hey, David. Hace años que no he visto West Side Stoty. Es de los musicales de los que mejores recuerdos tengo... con permiso de Cantando bajo la lluvia, un punto y aparte, junto con Un día en Nueva York. La vitalidad y el optimismo que insuflaba Stanley Donen a sus musicales no tienen nada que ver con el romanticismo y la tragedia de West... Las coreografías me parecen insuperables, nada que ver con los números de baile, fantásticos, de Cantando... No considero comparables ambos musicales. ¿De verdad que Cabaret no ha envejecido?. Hace unos meses que la revisé y yo creo que sí. Claro que la vi en una infame copia VHS y puede que influyera en mi percepción.

    No he visto Cita en San Luis :( Mea culpa...

    Saludos cordiales.

    ResponderEliminar
  3. Pues yo también hace años que no he visto la de West Side. Llevo desde hace unos meses diciéndole a mi hija que a ver si la vemos juntos, pero no hay manera.
    Lo que mencionas de la vitalidad de Donen es cierto. Y Un día en Nueva York es incluso más "vital" o "movido" que el de Cantando bajo la lluvia. Los dos igual de buenos.
    Y sí, las coreografía de West son buenísimas. Pero no todas. Natalie Wood no sabía "bailar" y la hacen bajar y subir sillas en I feel pretty (que por otra parte no es una mala coreografía: aprovechar lo que se tiene, claro)...
    Cita en San Luis es muy distinta a las otras (no esperes unas coreografías maravillosas). Pero es una gran pelicula. De mis favoritas en el género musical, y en el medio cinematográfico.
    Pero yo me lo paso bien con los clásicos del género: My fair lady, La bella de Moscú, Brigadoon, All that Jazz, Grease (ja,ja)... Así que no me hagas mucho caso.

    Eso sí: Tan buena como Cantando y mejor,en mi opinión, que West Side Story es la de The Band Wagon (Melodías de Broadway 1955). Si puedes saca tiempo para esas dos de Minnelli (Cita y Melodías). Quiero pensar que te gustarán. Un saludo.

    ResponderEliminar
  4. Desconocía que había salido en tantas películas. Algunas veces a algunas personas el destino les llega sin pretenderlo. Yo sí que he visto West Side Story no hace mucho, de hecho la veo con sierta frecuencia, que mi mujer es una enamorada de ese musical.
    Saludos

    ResponderEliminar
  5. Ah, La bella de Moscú, Brigadoom, Melodías... Cyd Charisse era fascinante. No sé si has visto Party Girl que no es un musical pero tiene números de Cyd hipnóticos, aparte de ser un "negro" (en color) imprescindible. De lo mejor de Nick Ray.

    En YouTube puedes ver algunos de los números de Cyd. Te los recomiendo.

    ResponderEliminar
  6. Crowley, tu mujer tiene buen gusto. Yo quisiera revisarlo (West Side Story) pero tengo una copia VHS y prefiero agenciarme un dvd para disfrutarlo de verdad. lo apunto ahora en mi agenda.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  7. Si. La he visto, Scotty, pero hace muchísimo. Otra que tendría que revisar.

    ResponderEliminar
  8. Curiosamente hace poco recupere "west side Story". Al igual que muchos otros clasicos musicales. Para mi sigue siendo mejor musical "cantando bajo la lluvia", cuestion de gustos, no se.

    West side Story, ha envejecido muy bien, todo hay que decirlo, tiene( tienen, en general todos los musicales antiguos), un halo atemporal.

    Salu2

    ResponderEliminar
  9. David, revisar un clásico de este calibre siempre es bueno y placentero. Sabes, a veces busco en You Tube los números de la Charisse en esta película en concreto. Pura delicia, con un cinemascope antológico.

    ResponderEliminar
  10. Hola, Dude. Antes de contestarte me he pasado por tu blog y me ha gustado mucho. Tu comentario a Donde viven los monstruos es muy acertado e inteligente. Nos seguimos leyendo.

    saludos cordiales.

    ResponderEliminar
  11. Despues de dos años del ultimo comentario he encontrado este blog. Pero bueno, nunca es tarde y espero que alguien me lea.
    En primer lugar, felicitar a Scotty por este gran trabajo.
    En segundo lugar dar la razon a todos los comentaristas y decir que me sería muy dificil escoger el mejor musical y ni siquiera comparar uno con otro puesto que son incomparables y verdaderas obras maestras la mayoría de ellos.
    En cuanto a West... hoy dia se puede visionar incluso en Blu Ray con una buena pantalla y la cosa cambia (igual ocurre con el resto de los musicales editados en DVD o Blu Ray) y aun se quedaría corta comparándola con su visionado en cine donde llegué a verla en una pantalla espectacular en 70 m/m. Por cierto,ayer vi Navidades Blancas (me gusta verla por estas fechas) fue la primera vez que descubrí a Chakiris en esta película y es lo que me ha impulsado a mirar en internet. Y me despido con un guiño a esta película: Navidades Blancas (¡que bonita!)

    ResponderEliminar
  12. Orlando Ortega3/7/12 7:05 p. m.

    Chakiris posee una serenidad en su expresión, que no deja indiferencia...
    West Side Story no sería una Obra Maestra sin Chakiris... Hug !!

    ResponderEliminar
  13. George Chakiris añade a su incuestionable talento una gran presencia escénica. En Las señoritas de Rochefort, Grover Dale demuestra una gran solvencia al hacer dúos de baile con él, no obstante Chakiris se roba la pantalla. Por el contrario a lo que se opina aquí, yo pienso que al igual que Gene Kelly, el énfasis en desarrollar el baile en sus respectivas carreras, no nos dejó ver cuánto pudieron crecer como actores. Por cierto, que ninguno de los dos era feo y hay que reconocer que eso ayuda, si hay talento de por medio. Finalmente lo ví en una entrevista: Muy sencillo (cualidad más que escasa en Hollywood), con sentido del humor y dejándonos asombrados por lucir como alguien que va terminando los 50 cuando en realidad ¡Estaba en los 80 años al momento de la emisión!

    ResponderEliminar